Cáncer de piel: Cuidado con el sol

cáncer de piel

Cáncer de piel: Cuidado con el sol

El día 13 de junio se conmemora el Día Mundial del cáncer de piel para concienciar a la población y divulgar sobre esta enfermedad.

Desde Vital Seguro queremos unirnos a este día y por ello, os contamos acerca de los síntomas, diagnóstico y tratamiento de este cáncer.

¿Qué es el cáncer de piel y qué tipos existen?

El cáncer de piel es un tipo de cáncer que se origina a causa de un crecimiento anormal de las células de la piel, debido a una mutación.

Este tipo de cáncer se presenta generalmente en zonas cutáneas con exposición directa a la luz solar, pero no siempre es así.

Existen muchos tipos de cáncer de piel, sin embargo los tres tipos principales son el carcinoma basocelular, el carcinoma espinocelular y el melanoma:

Carcinoma basocelular o de células basales

Se inicia en las células basales, un tipo de células que producen células cutáneas nuevas a medida que las viejas mueren.

Carcinoma espinocelular

También denominado carcinoma de células escamosas de la piel, epitelioma espinocelular o espinalioma. Se desarrolla en las células que forman parte de las capas media y externa de la piel.

Melanoma

El melanoma es el tipo más grave de cáncer de piel y se produce en los melanocitos, las células encargadas de producir el pigmento marrón denominado melanina. La melanina aporta el bronceado y protege las capas más profundas de la piel de los efectos del sol.

¿Cuáles son sus causas y factores de riesgo del cáncer de piel?

Las mutaciones o errores en el ADN celular son la causa principal de cualquier tipo de cáncer. En el caso del cáncer cutáneo, gran parte del daño del ADN es producido por la radiación ultravioleta (UV) del sol.

Esto explicaría los cánceres en zonas expuestas a la luz solar, pero no los casos que aparecen en otras zonas, por lo que se consideran otras posibles causas la exposición a tóxicos o fallos del sistema inmune.

Algunos factores de riesgo son los siguientes:

  • -Tener piel clara, es decir, menos melanina que pueda proteger la piel.
  • -Antecedentes de quemaduras graves por el sol.
  • -Exposición excesiva al sol o a rayos ultravioleta.
  • -Vivir en climas soleados y/o a gran altitud.
  • -Presentar gran cantidad de lunares.
  • -Tener lesiones cutáneas precancerosas.
  • -Contar con antecedentes familiares o personales de este cáncer
  • -Haber recibido radiación o estar expuesto a sustancias como el arsénico.
  • -Tener un sistema inmune debilitado.

Síntomas y signos del cáncer de piel

Los síntomas dependen del tipo de cáncer de piel que se presente.

Descripción del cáncer de células basales

El tejido canceroso es liso y perlado. Puede ser firme y de color rojo, sangrar o desarrollar costra. Puede picar y presentar problemas para sanar.

Descripción del cáncer de células escamosas

El tejido es sensible al tacto, puede tener una costra dura, puede sangrar o levantarse la piel que rodea el lunar.

Descripción del melanoma

En los melanomas, los lunares son asimétricos, de bordes borrosos, color variable y diámetro irregular y mayor de 7 mm.

Diagnóstico y tratamiento

El diagnóstico del cáncer de piel se realiza mediante una exploración física y una biopsia cutánea.

Para determinar la extensión afectada (estadio del cáncer) el médico podrá solicitar pruebas de diagnóstico por imagen o realizar una biopsia de un ganglio linfático cercano (ganglio linfático centinela).

El tratamiento del cáncer de piel puede realizarse mediante estos métodos:

  • -Crioterapia.
  • -Cirugía de extirpación.
  • -Electrodesecación.
  • -Radioterapia y/o quimioterapia.
  • -Terapia fotodinámica (una combinación de luz láser y fármacos).
  • -Terapia biológica mediante el uso del propio sistema inmunitario.

Si queréis saber más acerca de cómo cuidar vuestra salud y saber adónde acudir ante cualquier problema, os recomendamos seguir los artículos de nuestro blog, conocer nuestras coberturas, o poneros en contacto con nosotros sin compromiso.

Share: